Contratar redactor SEO; la figura que no pasa de moda

Contratar redactor SEO

Las modas vienen y van, con ella las costumbres y tendencias de la sociedad. Los medios evolucionan y lanzan cada vez nuevas y sorprendentes técnicas de captación y atención del lector. Sin embargo, hay una frase que sigo viendo publicada año tras año: Contratar redactor SEO.

Lo de SEO es un término que realmente no me gusta mucho desgranar, más que nada porque gracias a él muchos han aprovechado para desvirtuar el contenido y su utilidad. Sin embargo, la parte de contratar redactor sí que me llama poderosamente la atracción.

¿Qué sucede con los redactores de contenido?, ¿Siguen siendo pieza clave en las estrategias de marketing y contenidos de las empresas? Recuerdo como hace ya varios años se auguraba un final inminente sobre este profesional. ¡Lo que son las cosas!

¿Por qué siguen buscando redactores de contenido?

Porque a día de hoy y, le duela a quién le duela, no hay alternativa. Ni la Inteligencia Artificial ni las técnicas que duplican ligeramente textos ni nada de nada. Las empresas que se muestran en la red necesitan contenido atractivo. Y eso solo lo puede hacer alguien familiarizado con el teclado.

Sí, el contenido ha evolucionado. Ahora tenemos formatos audiovisuales muy poderosos. Pero, ¿Sabías que cada mes recibo alguna propuesta para redactar contenido a personas que publican vídeos? Es decir, nadie escribe ante la pantalla pero todos quieren saber qué decir y cómo hacerlo de la mejor forma.

El redactor de contenidos no solo escribe artículos para blog, no se limita a crear textos para conseguir llamar la atención sobre un determinado producto. El que domina el arte de la escritura, tiene tal cantidad de labores y responsabilidades sobre un simple contenido que muchos ni se esfuerzan por comprenderlo.

El texto sigue fuerte, sigue estando en boca de todos y, aunque lo haga de una forma más discreta, impera sobre lo demás. Dejando de lado la improvisación, cualquier otro medio de comunicación se nutre del contenido escrito. Todos tienen un guion, curiosamente el redactor de contenidos no.

¿Es rentable un redactor de contenido?

Esta es una pregunta que siempre me ha llamado poderosamente la atención. Cuando alguien viene a preguntarte sobre las tarifas por redacción de textos, muchos se sorprenden y echan para atrás porquepensaban que con 5€ por artículo era suficiente”.

Para esta gente no hay solución. Y no la encontrarán porque después de llamar a mi puerta terminan en la de alguien que no sabe escribir y sola y tristemente se ofrece como redactor por necesidad económica. Por culpa de esta gente y la experiencia que ofrecen, la figura del redactor de contenidos se deteriora e infravalora considerablemente. ¿Para qué pagar 50€ por un artículo si el de al lado me lo apaña por 5€? Y así nos va.

Precisamente en estos lares es donde más me encuentro con la frase “contratar redactor SEO”, donde por un pequeño puñado de monedas son capaces de ofrecer servicios que ni yo mismo domino. Obviamente el resultado suele ser un fracaso el 99,9% de las veces.

Ahora, ¿Es rentable? Gastar y gastar hasta encontrar un redactor que merece la pena es una actividad frecuente en plataformas como Fiverr. Sin embargo, la rentabilidad de un buen redactor es más que demostrable cuando uno de sus textos, sin hacer nada más, empieza a traer interesados a tu negocio.

Llegados a este punto, si un redactor SEO me pide 50€ por un texto que va a conseguir traerme todos los meses a 10, 20 o 100 interesados en mis servicios o productos, ¡Blanco y en botella!, ¿O no? Esto sucede con muchas tiendas online o plataformas de cursos. Un buen redactor y llueven los pedidos.

redactor artículos

Redactor SEO profesional, barato y rápido

¡No existe! Si quieres un profesional, tendrás que pagar su calidad. Si quieres alguien barato, estarás dejando de lado su profesionalidad. Y si lo quieres rápido, un redactor que se precie a considerarse como bueno te dirá que hasta luego Maricarmen.

Otra opción es tratar de buscar la excepción que confirme la regla. A veces, un pequeño artista se cuela por los miles de anuncios de falsos redactores de artículos. Mientras crece y empieza a demostrar su talento, puede que seas uno de los que se aprovechen de ese lapso de tiempo hasta que perciba que se están aprovechando de él.

¿Quieres contratar un buen redactor SEO? Prepara presupuesto, compara opciones y valora propuestas. La mejor forma para ver la calidad de alguien es leyendo un trabajo suyo, no pidiéndole que sea más barato si encima le pides más textos.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Telegram